Exhorta investigadora de la UAEH a la no sobrexplotación de hongos

*El estado de Hidalgo es rico en especies fúngicas, en sus áreas naturales pueden encontrarse aproximadamente 700 especies

* A nivel mundial se conocen entre el 4 al 6 por ciento de las especies de hongos que habitan el planeta

Pachuca, Hgo.- Leticia Romero Bautista, profesora investigadora de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH) y especialista en micología, exhortó al público en general a no extraer hongos durante la temporada de colecta con la finalidad de preservar las especies que habitan en los bosques de la entidad.

La micóloga adscrita al Instituto de Ciencias Básicas e Ingenierías (ICBI) resaltó que las únicas personas capacitadas para la recolección de hongos son las nanacateras u hongueras de la entidad, quienes resguardan los conocimientos milenarios y los transmiten de generación en generación a través de la tradición oral.

“Muchas de estas personas son especialistas que no tienen estudios universitarios pero tienen un conocimiento enorme, ellas son las que salen, nos enseñan, comparten con nosotros”, enfatizó.

De acuerdo con la científica Garza, el estado de Hidalgo es rico en especies fúngicas teniendo conocimiento de al menos 700 especies de las cuales se calculan que 350 son comestibles, sin embargo el deterioro ambiental provocado por el ser humano ha mermado la población.

Romero Bautista mencionó que en la creciente popularidad por el consumo de hongos para fines alimenticios o medicinales, así como su valor turístico ha permitido derribar algunos estigmas, sin embargo también ha sido contraproducente debido a que un mayor número de personas buscan ingresar a los bosques sin tener conocimientos sobre la recolección, preservación y distinción de las especies fúngicas, una actividad que ha provocado la intoxicación e incluso la muerte.

Por otra parte, Romero Bautista destacó que los hongos tienen un papel fundamental dentro de los ecosistemas al fungir como su aparato digestivo, encargarse de la descomposición de la materia orgánica, así como proporcionar nutrientes y agua a las plantas.

A su vez, estudios recientes descubrieron que los árboles de los bosques pueden comunicarse gracias a una red subterránea de hongos que habitan en sus raíces, permitiendo que éstos compartan información entre ellos, por ejemplo, si se encuentran afectados por alguna plaga, suministrar nutrientes a los más jóvenes para que aumenten sus probabilidades de sobrevivir o, en algunos casos, pueden esparcir sustancias toxicas para sabotear a otras especies, como lo hace el nogal negro. 

“Vamos a disfrutar del bosque pero no vamos a traernos nada… algunas personas tienen la mala costumbre de extraer la biodiversidad de los ecosistemas solo para tenerlos, pero hasta el mínimo ser tiene una función”, declaró Romero Bautista.

Entre los proyectos que realiza la investigadora de la UAEH, se encuentra la implementación de un programa de empoderamiento para las mujeres hongeras de los municipios de Omitlán y Huasca, así como el desarrollo de productos a base hongos con las nanacateras de Acaxochitlán.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s