Sociólogo de UAEH desmiente mitos de la Ludopatía

Pachuca, Hgo.- Luis Alberto Hernández Cerón, profesor investigador del Área Académica de Sociología,  perteneciente al Instituto de Ciencias Sociales y Humanidades (ICSHu), de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH), realizó una investigación titulada “Teoría social: la situación de la ludopatía, una clasificación de la desfiguración del yo”.

El investigador universitario apoyó su trabajo con un estudio previo que elaboró en el año 2015 que se llamó “Interacciones en el casino: Situación de la Ludopatía”, financiado por el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt).

La investigación consiste en observar las dinámicas de las personas que asisten a los casinos de Pachuca, tanto de los jugadores como trabajadores. Aunado a esto, también tuvo la oportunidad de asistir a un par de casinos en Uruguay, así como otros en la Ciudad de México y Querétaro, lo que le permitió comparar la situación de juego en la capital hidalguense con la de otras de mayor rango adquisitivo, y comparar el comportamiento de los asistentes en cada una.

Desde 1980, la ludopatía es considerada por la Asociación Americana de Psiquiatría como una adicción sin sustancia a los juegos de azar, propiamente en los casinos, y se considera que estos establecimientos son la fuente potencial para afectar de forma negativa a la vida personal, familiar y vocacional del adicto.

Sociólogo de UAEH desmiente mitos de la Ludopatía2.jpg

El objetivo principal de la investigación es el desmitificar que la ludopatía es una enfermedad, ya que no se tiene una base biológica como tal que provoque la adicción al juego. Actualmente hay grupos de psiquiatras y psicólogos que se dedican a medicar a las personas que presentan esta condición, por lo que el profesor de la UAEH pretende demostrar que el medicamento es innecesario en la rehabilitación del paciente.

Para el investigador, “la forma de ayudar a los ludópatas es, en primera instancia, hacerles saber que no es una enfermedad y que no puede ser curada con medicamentos. Por consiguiente, deben ser atenderlos de manera especializada, haciéndoles ver que el juego es un compromiso que a su vez puede afectar otros compromisos, lo cual provocará un conflicto ético, moral o inclusive político; es decir, el juego no es una enfermedad, sino un conflicto de compromisos personales”.

Posteriormente se le ayudaría enseñándole lo que es el “juego responsable”, que son lineamientos internacionales donde los jugadores deben conocer y establecer sus límites y hacerles saber que los casinos tienen el juego controlado y que no existe el azar en este tipo de establecimientos.

La investigación de Hernández Cerón se encuentra actualmente nominada al Premio  Mexicano de Sociología 2017-2018 “José Luís Blanco Rosas”, en la categoría “Profesionista”, por el Colegio Mexicano de Sociología S.C. Además tendrá la oportunidad de presentar los resultados de su trabajo ante eruditos en la materia pertenecientes a diferentes partes del país, así como de Sudamérica, entre los que se encuentran profesionistas de Bolivia, Argentina, Venezuela, entre otros.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: